Just in Progress es una empresa especializada en tecnología, diseño gráfico, comunicación, desarrollo, redes, sistemas… Una consultora tecnológica en la que el factor humano y la vocación de servicio son nuestras señas de identidad. Y una consultora liderada por Alberto Esteban. Un ingeniero informático que hace seis años se lió la manta a la cabeza para emprender esta apasionante aventura. Se trata de Just in Progress -o JinP- cuyo éxito se basa en una sencilla receta: ética + compromiso + profesionalidad.

Alberto, ¿qué es Just In Progress?

Es un conjunto de mentes dispuestas a ayudar a empresas y pymes a llevar a cabo servicios propios de grandes empresas.

¿Qué tipo de servicios ofrece Just in Progress?

Ofrecemos servicios de consultoría, asesoría, sistemas, marketing, comunicación, diseño gráfico, etc.

¿Cómo surge el proyecto?

JinP tiene seis años de vida. Aunque quizás ha sido en el último año cuando el proyecto ha tomado más forma. La idea inicial fue formar una consultora que diera una amplia gama de servicios, propios de multinacionales, a empresas más modestas. Me di cuenta de que hay una serie de servicios que son necesarios para pymes y empresas pequeñas. Desde soporte técnico a diseño gráfico o gestión de marketing y contenidos. Y, muchas veces, no se lo pueden permitir. Las empresas pequeñas o medianas no pueden asumir dichos costes. Vi que sí hay una manera de poder ofrecer esos servicios y me lancé a por ello.

Just in Progress nació hace seis años con la idea de ofrecer servicios integrales a empresas pequeñas y autónomos: desde sistemas, soporte técnico a comunicación, desarrollo o diseño gráfico.

«Queremos acompañar a nuestros clientes en todo momento»

Viendo la web de Just In Progress, no podemos pasar por alto conceptos innovadores como el «JinPsourcing». ¿Qué es exactamente?

Queremos transmitir nuestro trabajo de una manera cercana y coloquial. El JinPSourcing no deja de ser un OutSourcing de andar por casa. Es, exactamente, la casa del cliente. Queremos acompañar a nuestros clientes en todo momento. Y que verdaderamente sientan nuestra sincronía con su negocio, su misión y visión. Con mucha empatía e implicación, buscando soluciones de todo tipo. Ser amigo de nuestros clientes y hacer nuestras sus preocupaciones. El objetivo final es que el cliente no perciba ningún tipo de barrera entre el proveedor y él mismo.

«JinP no es un negocio. Es una manera de ver y sentir las cosas»

¿Qué es lo que más te gusta de tu trabajo?

Ayudar a los demás. Es lo que me mueve. Hay mucha parte vocacional en mi trabajo. Para mí, Just in Progress no es un negocio. Es una manera de ver y sentir las cosas. Entiendo que todo lo que viene que ver con tecnología asusta un poco. Muchas veces se piensa que no se tiene dinero para invertir en ello. O se cree que no se tiene capacidad. Y a mí me gusta transmitir la idea a pymes y a autónomos que sí se puede contar con herramientas tecnológicas que ayuden a crecer. Siempre en función de los recursos. Y si nosotros crecemos con ellos, mejor aún.

¿Cómo ha sido tu trayectoria profesional?

Siempre me he metido en todos los ‘embolaos’ posibles. Y siempre en el sector de la tecnología. Nunca he querido especializarme en nada. Más bien lo contrario: he buscado tocar todos los palos. He trabajado en empresas grandes, en consultoras, distribuidoras. He desarrollado mi actividad profesional en sistemas, en implantaciones de ERP’s, sistemas BPM’s, gestionando proyectos de desarrollo, redes, etc. Todo me provoca inquietud por innovar… ¡Y me apasiona!

«El equipo de JinP tiene en común la pasión por lo que hace»

Just in Progress es un proyecto personal en el que también forman parte otros profesionales. ¿Cómo es el equipo de Just in Progress?

El equipo tiene en común la pasión por lo que hace. Tanto a nivel diseño, comunicación, desarrollo o sistemas. Tengo la suerte de haberme encontrado con personas a las que les encanta lo que hacen. Y comparten esa visión de ayuda, de renovar el sector y de ofrecer servicios a las empresas más pequeñas. El perfil del colaborador de JinP es la inquietud y el afán de desarrollo personal.

¿Qué valoran más de vosotros las empresas con las que trabajáis?

La cercanía. Y la implicación personal. También valoran la ética con la que trabajamos. El compromiso para llegar a una excelencia profesional. Para mí, ética, compromiso y vocación suman una manera de trabajar. Y eso los clientes lo notan. Lo valoran y lo agradecen. En Just in Progress la implicación con los clientes lo es todo.

«Deseo seguir en constante desarrollo»

¿Qué proyectos tiene JinP a corto plazo?

Si algo deseo para Just in Progress es estar en constante desarrollo. Sacamos adelante proyectos y ya estamos pensando en el siguiente. Estamos invirtiendo en I+D+I para encontrar nuevas formas de integrar negocio y tecnología bajo el principio de «Ecotecnología«. Es decir, formas más equilibradas en cuanto a coste, funcionalidad y recursos para cubrir de manera más eficiente las necesidades de las pymes. Que puedan permitirse herramientas para optimizar su negocio sin hipotecarse. A su vez, ampliamos los servicios de diseño y comunicación, sentamos los cimientos también de nuestra software factory… Hay de todo, es un no parar.

«En cuestión de tecnología, lo más importante no es contar con lo más puntero, sino contar con tecnología adecuada a las necesidades de cada empresa», explica Alberto Esteban, CEO de Just in Progress.

 

«Cuando hablamos de transformación digital hay que analizarlo con cuidado. La clave está en sincronizar los ritmos de crecimiento y de mejora continua»

¿Por qué es importante que las empresas estén adaptadas a la tecnología? ¿Y por qué deben contar con determinadas herramientas tecnológicas?

Para muchas empresas es fundamental. Pero lo importante, en cuestión de tecnología, no es contar con lo más puntero, sino contar con la tecnología adecuada a las necesidades en un momento determinado. Hay empresas que tienen muchos recursos e invierten mucho en tecnología. Y, sin embargo, no están a la cabeza. A veces ocurre porque no se han hecho los planteamientos adecuados y se sobredimensiona un sistema o, peor aún, se queda corto. La transformación digital es un proceso crítico para la empresa. Y hay que analizarlo con cuidado. La clave está en invertir lo suficiente con los recursos disponibles sin perder de vista tu negocio de una manera continua. Y lograr una sincronía estable entre el crecimiento y la mejora de herramientas o procesos tecnológicos.

¿Los servicios de JinP se adaptan a todo tipo de empresas?

Sí, da igual de qué sector provengan. En especial trabajamos para empresas pequeñas y medianas. Entre nuestros clientes tenemos inmobiliarias, sector del automóvil, del sector médico…

«Los clientes nos demandan cada vez más el servicio de dirección de sistemas, de comunicación y marketing»

¿Qué servicios demandan más las empresas hoy en día?

Las páginas web son la tarjeta de presentación de cualquier empresa. Lo que más se pide es la presencia web. En nuestro caso, cuando nos piden una web procuramos dejar sentadas las bases para que esa web ayude a posicionar. Y damos orientación y servicios de marketing digital para conseguirlo. Además, debido a la importancia de la transformación digital, las pymes, por su tamaño, no cuentan con un profesional que se ocupe de gestionar su tecnología. Por eso nos demandan cada vez más el servicio de dirección de sistemas, o de comunicación o marketing. Buscan centrarse en su negocio sin preocuparse de estas áreas complementarias y necesarias.

¿Qué me dices del SEM y el SEO? Palabras tan de moda y que parecen imprescindibles para las empresas. ¿Realmente son necesarias?

El número de páginas web ha crecido hasta llegar a cifras estratosféricas. Por eso hay que ser visible. Y que cuando te busquen, te encuentren. Por eso hay que invertir algo en SEO y SEM. SEO, básicamente, consiste en técnicas que tienes que realizar para que tu página se posicione orgánicamente. Es decir, que no haya que pagar por ello. SEM sería la opción del posicionamiento de pago. Yo soy más partidario del posicionamiento SEO, más real y duradero.

«La clave para posicionar es generar contenido dinámico y de valor»

¿Cómo se consigue el posicionamiento SEO?

En primer lugar, con una web que tenga una estructura adecuada. Una web que cumpla con los algoritmos que los buscadores ponen en marcha requiere de una inversión ajustada. Nosotros podemos trabajar a nivel SEO on-page y dejar una web optimizada como comienzo en el posicionamiento. Pero la clave para posicionar es generar contenido dinámico y de valor. Por eso es fundamental generar contenidos de interés que ayuden a posicionar. Muchas empresas no pueden generar estos contenidos por sí mismas. Y en Just in Progress somos bastante competitivos realizando esta tarea compleja. Requiere de mucha experiencia y conocimiento poder generar contenidos a clientes de sectores completamente distintos. En este sentido creo que andamos muy buen encaminados, a tenor de los comentarios de nuestros clientes.

«Nuestra ventaja competitiva radica en ofrecer un mejor servicio, un servicio preciso y de calidad con la mayor ética y confianza que se puede ofrecer», apunta Esteban.

«La idea es que nuestra software factory sea nuestra marca de desarrollo»

Las apps también están muy de moda…

Hoy en día, para desarrollar una app con éxito es preciso ser muy específicos. La tendencia es a generar aplicaciones muy específicas y muy concretas sin esperar la aplicación «chollo», ya que es un sector muy competitivo y hay empresas bien posicionadas. En las tiendas de aplicaciones tardan muy poco en copiar tu idea. Pero en Jinp queremos ir más alla. La idea es que nuestra sofware factory sea nuestra marca de desarrollo impregnada de la identidad de JinP. Gustará más o menos, pero eso no se puede copiar.

«En Just in Progress somos honestos: ofrecemos a los clientes lo que verdaderamente necesitan»

¿Qué tiene JinP que no tengan otras empresas? Dame motivos para contar con vuestros servicios. 

Esa pregunta habría que hacérsela a nuestros clientes. Humildemente, creo que somos honestos. Ofrecemos a los clientes aquello que verdaderamente necesitan. En la actualidad hay una tendencia generalizada a aprovecharse del desconocimiento del cliente. Ese tipo de prácticas son totalmente contrarias a nuestra filosofía. No me gusta generar necesidades que no existen. Nuestra ventaja competitiva radica en ofrecer un mejor servicio, un servicio preciso y de calidad con la mayor ética y confianza que se puede dar.

«En el futuro, me gustaría que elijan a Just in Progress por nuestros valores»

¿Cómo ves a Just in Progress en los próximos diez años?

Sinceramente, no quiero tener una súper empresa. No espero ser una empresa muy grande. Lo que espero es que podamos ser un referente en lo que a ética y compromiso se refiere. Solo quiero que el proyecto cuaje. Que podamos dar servicios y que nos busquen o elijan por nuestros valores.

Para terminar, ¿qué objetivos te marcas a corto plazo?

Quiero que sigamos siendo competentes e innovadores. Que mis colaboradores tengan la oportunidad de crecer. Que se especialicen en lo que quieran y se creen sinergias con otras empresas. Y que seamos siempre capaces de transmitir nuestros valores.

 

 

 

 

 

 

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies